Noticias de Tissue en Latinoamerica

FPC Tissue espera llevar “al límite” la tecnología NTT para mejorar la exportación de sus productos

Cristián Rubio, director ejecutivo en FPC Tissue nos habló sobre comienzos, exportación, desafíos y proyectos a futuro de la empresa

FPC Tissue es una empresa relativamente nueva en la industria que está ubicada al sur de Santiago, específicamente en Puerto Coronel, Chile. El director ejecutivo de FPC Tissue, Cristián Rubio, nos habló un poco acerca de sus comienzos: “Éramos la segunda empresa en el mundo en incorporar tecnología NTT, una máquina doble ancho de 60 mil toneladas de capacidad y que se mostró en los puertos del sur de Chile para poder exportar esta tecnología principalmente a los mercados desarrollados como Estados Unidos, Canadá e Inglaterra. Ese fue nuestro comienzo en la industria tissue”.

El enfoque principal fue orientar a la empresa 100% a las exportación de bobinas con tecnología NTT hacia los mercados desarrollados, por eso, se ubicaron al sur de Chile donde hay mucho menos población, y donde están más cerca de los puertos y la planta de celulosa. “Incorporar esta tecnología ha sido mucho más difícil de lo que pensábamos, es una tecnología nueva, como un híbrido que apunta a tener características de un papel texturizado, pero con unos costos de energía mucho más bajos”, expresó Rubio.

Sin embargo, FPC Tissue ha ido evolucionando poco a poco y hoy en día exportan sus productos a países de Latinoamérica. “Seguimos exportando a Estados Unidos y mercados desarrollados, pero también estamos exportamos a Latinoamérica, puntualmente a México, papel texturizado a través de una máquina swing mucho mejor que la tecnología convencional”, comentó el director.

El 2020 fue un año bastante favorable para la industria del tissue debido al aumento del consumo en productos del hogar y productos de primera necesidad,  sin embargo, Rubio nos comentó que la empresa también enfrentó desafíos para abastecer a sus consumidores, ejerciendo acciones inmediatas para no detener la producción.

“Internamente, tomamos decisiones prematuras en marzo cuando comenzó la pandemia. Así que montamos campamentos dentro de la planta para que las personas se pudieran alojar sin la necesidad de exponerse al contagio durante el traslado a sus hogares, además, cambiamos las jornadas laborales de 8 horas a 12 horas para que hubiese menos personas físicas en la planta. Todo esto fue favorecedor para la compañía, ya que logramos tener la planta operativa todos los días y así abastecer el mercado”, señaló.

Con respecto al alza de los precios de la celulosa y otras materias primas que afectó la industria durante la pandemia, Rubio nos explicó: “El 2020 fue un buen año, particularmente porque los costos se mantuvieron relativamente bajos y había mucha demanda de productos. Este año la situación ha cambiado y ha sido mucho más difícil, no solo por el precio de la celulosa que incrementó hasta en un 60%, sino también por la disponibilidad de los contenedores que ha sido muy compleja, los niveles de servicio en las navieras ha sido muy deficiente, y en general los precios de gastos son brutales. Hemos logrado razonablemente seguir operando, pero no hemos podido cumplir con los niveles de servicio que normalmente ofrecemos por la disponibilidad de la materia prima en las navieras”.

A pesar de los desafíos, FPC Tissue, ha incorporado una nueva línea de conversión que desarrolla productos para el consumidor final. “Tenemos dos negocios, el B2B o negocio industrial que fue el inicio de la compañía en la exportación de bobinas, y también tenemos el negocio de B2C que son productos desarrollados para el consumidor final. En este último, el mercado en Chile es muy pequeño respecto al mercado latinoamericano. Por eso, hemos incorporado una nueva línea de conversión que tiene niveles de seguridad y automatización muy fuertes y que va a significar un gran beneficio a caras de la seguridad de nuestros trabajadores y también en el resultado de un producto de mejor calidad. Estamos muy entusiasmados con ese crecimiento”.

Por último, el director de FPC Tissue, nos habló de los próximos desafíos de la empresa a mediano y largo plazo. “La mirada de oportunidad que vemos es llevar al límite la tecnología NTT para que podamos exportar los mismos metros cuadrados pero con menos fibra, lo que en el fondo se traduce como costos más bajos. A pesar de que esta tecnología es nueva y ha tenido muchos desafíos, estamos muy entusiasmados por crecer y desarrollar papeles que le permitan a nuestros clientes amortiguar el impacto en costos”.

“En ese desafío, estamos avanzando y esperando tener una mayor contribución y hacernos más competitivos en el mercado hasta que la industria se empiece a normalizar a principios del próximo año”, finalizó.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle la mejor experiencia de usuario. Si acepta, estará dando su consentimiento a estas cookies y también a la aceptación de nuestra política de cookies. Haga clic en el enlace para obtener más información.    Leer más
Privacidad