Noticias Globales de Tissue

Kimberly-Clark registró un retroceso del 22,9% en 2021

La empresa anunció sus resultados de fin de año 2021 y sus perspectivas para el 2022

Kimberly-Clark, la empresa estadounidense fabricante del papel higiénico Scottex, pañuelos Kleenex y otras marcas reconocidas a nivel mundial, registró un retroceso del 22,9% del beneficio neto atribuido al cierre de 2021, hasta 1.814 millones de dólares (1.605 millones de euros), según ha informado la multinacional.

Este retroceso, se debe a la caída de los volúmenes de venta y el aumento de los costes de los insumos de 1.490 millones de dólares (1.319 millones de euros), incluyendo un impacto de 530 millones de dólares (469 millones de euros) en el cuarto trimestre, mientras que se beneficiaron de precios de venta netos más altos.

El presidente y director ejecutivo Mike Hsu dijo: “Nuestros equipos han estado funcionando bien en este desafiante entorno macro y operativo, manteniendo la disciplina de costos, equilibrando las iniciativas de precios, cuidando de nuestros clientes y continuando construyendo nuestras marcas y aumentando la participación. Estuvimos especialmente satisfechos con nuestro principal crecimiento en cuidado personal y D&E durante el año”.

Además, la compañía atribuyó esta caída a la fuerte volatilidad provocada por la pandemia que impulsó hace un año al acaparamiento de productos de higiene personal por parte de los consumidores ante las medidas de confinamiento varios países.

Las ventas netas de Kimberly-Clark en el conjunto del ejercicio alcanzaron los 19.440 millones de dólares (17.649 millones de euros), lo que representa una cifra un 2% por encima de la facturación contabilizada un año antes.

Las ventas de la división de cuidados personales crecieron un 10%, hasta 10.267 millones de dólares (9.087 millones de euros), mientras que la facturación del negocio de papel tissue cayó un 10%, hasta 6.034 millones de dólares (5.340 millones de euros). Por su parte, la división profesional K-C elevó un 2% sus ingresos, hasta 3.072 millones de dólares (2.719 millones de euros).

Entre los meses de octubre y diciembre, la multinacional obtuvo un beneficio neto atribuido de 357 millones de dólares (316 millones de euros), un 33,7% por debajo de las ganancias contabilizadas en el mismo periodo de 2020, mientras que su facturación aumentó un 2,7%, hasta 4.965 millones de dólares (4.395 millones de euros).

Kimberly-Clark confía en lograr un crecimiento de sus ventas netas de entre el 1% y el 2%, con un incremento orgánico de entre el 3% y el 4%, mientras que el tipo de cambio tendrá un impacto desfavorable de alrededor de dos puntos porcentuales.

Asimismo, la compañía espera alcanzar un beneficio por acción de entre 5,60 y 6 dólares, mientras que el gasto de capital oscilará entre los 1.000 y los 1.100 millones de dólares (885 y 973 millones de euros).

“Mirando hacia el futuro, continuaremos invirtiendo en innovación, apoyando nuestras marcas y acelerando el crecimiento de primera línea. Si bien esperamos que la inflación y la interrupción de la cadena de suministro persistan en 2022, estamos comprometidos a recuperar los márgenes a los niveles prepandémicos con el tiempo, y somos optimistas sobre la mejora gradual a finales de año”, explico Mike.

PERSPECTIVAS Y PLANIFICACIÓN 2022

Las perspectivas de la compañía para 2022 no suponen un impacto adicional significativo de las posibles interrupciones de la cadena de suministro como resultado de COVID-19. Además, los supuestos clave de planificación y orientación son los siguientes:

  • Las ventas netas aumentan del 1 al 2 por ciento.
    • Las ventas orgánicas aumentan del 3 al 4 por ciento.
    • Los tipos de cambio de divisas son desfavorables aproximadamente el 2 por ciento.
  • El beneficio operativo bajó de un porcentaje de dígitos bajo a medio en comparación con el beneficio operativo ajustado en 2021.
    • Se espera que los insumos de costos clave aumenten de 750 a 900 millones de dó Se prevé que los costos aumenten o sigan siendo elevados para la mayoría de los insumos, incluidas las materias primas compradas, así como para la distribución y la energía.
    • Se espera que los efectos de conversión de divisas reduzcan los beneficios operativos entre un 1 y un 2 por ciento y que los efectos de transacción también tengan un impacto negativo en la comparació
    • Ahorro de costos asociado con el programa FORCE de 300 a 350 millones de dó
    • Se espera que el marketing, la investigación y el gasto general aumenten año tras año impulsados por la inflación general, los gastos de incentivo variables y las inversiones en el negocio.
  • Se espera que los gastos no operativos aumenten un poco en comparación con los gastos no operativos ajustados en 2021.
  • Se espera que los gastos por intereses aumenten ligeramente.
  • Tasa impositiva efectiva del 22 al 24 por ciento.
  • Los ingresos netos de las empresas de capital subieron un poco año tras añ
  • Ganancias por acción de 5,60 a 6,00 dó
  • Gasto de capital de 1.000 a 1.100 millones de dó
  • Aumento de dividendos del 1,8 por ciento (aprobado por el Consejo de Administración y como se mencionó anteriormente en esta versión). El dividendo trimestral aumentará a 1,16 dólares por acción, frente a 1,14 dólares por acción en 2021. El primer dividendo se pagará el 4 de abril de 2022 a los accionistas registrados el 4 de marzo de 2022.
  • Comparta recompras de aproximadamente 100 millones de dó

El pasado 26 de enero la empresa publicó los resultados detallados de todo el año 2021 y además organizó una sesión de preguntas y respuestas en vivo con inversores y analistas. Para acceder a esta información visite: www.kimberly-clark.com.

Fuente
Press digital Kimberly-Clark
Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle la mejor experiencia de usuario. Si acepta, estará dando su consentimiento a estas cookies y también a la aceptación de nuestra política de cookies. Haga clic en el enlace para obtener más información.    Leer más
Privacidad