Noticias de Celulosa

Día Mundial del Medio Ambiente: Cómo la industria de la pulpa y el papel optimiza el uso de los recursos naturales

A través de buenas prácticas de manejo forestal, uso consciente de materias primas y reducción de emisiones de carbono, las empresas del sector son un referente en sostenibilidad.

El Día Mundial del Medio Ambiente se celebra el 5 de junio y tiene como objetivo movilizar a toda la sociedad para que asuma una postura crítica y activa en relación a los problemas ambientales existentes en el planeta.

La fecha apunta a la importancia de las acciones sostenibles en la vida diaria de las personas, pero también destaca la necesidad de que las actividades económicas, como la industria, minimicen su impacto ambiental. Esto se aplica al segmento de celulosa y papel, que utiliza recursos naturales en sus procesos y ha estado incorporando prácticas ambientalmente racionales en sus operaciones para ayudar a reducir los efectos del cambio climático y asegurar la calidad de vida de las generaciones futuras.

Una medida muy importante para ayudar a optimizar y conservar los recursos naturales es la reforestación, también conocida como plantación de bosques en la industria de la celulosa y el papel. Estos bosques plantados con fines comerciales normalmente son áreas privadas de las empresas y, por cada árbol extraído para la producción de pulpa, se planta otro, evitando así la deforestación de áreas nativas.

Un buen manejo forestal, que asegure el cuidado de los árboles, principal materia prima del sector, es fundamental para evitar la deforestación, conservar y restaurar miles de áreas forestales, contribuyendo a la salud de los ecosistemas. La práctica también protege el suelo y los ríos, mejora el potencial de producción de los bosques y colabora con la preservación de la biodiversidad a través de corredores ecológicos, que favorecen la circulación de cientos de especies de animales silvestres.

Las plantaciones y áreas de conservación son un activo valioso promovido por los fabricantes, ya que capturan y almacenan millones de toneladas de CO2 de la atmósfera, ayudando a reducir los efectos del cambio climático y a conservar el agua y el proceso de polinización. Además, la logística forestal eficiente asegura menores costos de mantenimiento y bajo consumo de combustible, reduciendo las emisiones de CO2 a la atmósfera.

Cuando se siguen los criterios relacionados con el mantenimiento y protección de los bosques, y los recursos utilizados provienen de fuentes legales y sostenibles, los fabricantes reciben certificaciones de gestión ambiental, que demuestran su compromiso con la causa del medio ambiente y la reducción del impacto de sus actividades.

Estar verdaderamente comprometidos con la preservación del medio ambiente para las generaciones actuales y futuras debe ser una misión para las empresas de celulosa y papel. Cada vez más, deben fomentar una gestión responsable para proteger los bosques globales y asegurar el suministro sostenible de materias primas e insumos, adaptándolo a las necesidades de su negocio.

La producción de papel puede ser un proceso ecológicamente correcto en todas las etapas, en el campo, en la industria y en la selección de los mejores socios, contribuyendo positivamente al medio ambiente. Así, es posible crear productos de alta calidad, preservando y optimizando el uso de recursos naturales finitos que son esenciales para la vida humana.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle la mejor experiencia de usuario. Si acepta, estará dando su consentimiento a estas cookies y también a la aceptación de nuestra política de cookies. Haga clic en el enlace para obtener más información.    Leer más
Privacidad