NoticiasNoticias de Tissue en LatinoamericaValmet

La colaboración y la optimización de los procesos son las claves de las mejoras sostenibles de CMPC Maule en Chile

Valmet, por medio de sus soluciones de Internet Industrial, ha ayudado a optimizar el nivel de automatización de la planta

Ubicado en la zona central de Chile, CMPC Maule, es el principal fabricante de cartón del país. Gracias a la tecnología de vanguardia y al análisis avanzado de datos, están optimizando su producción, con excelentes resultados.

Enclavada entre las verdes colinas de la región del Maule, a unos 280 kilómetros al sur de la capital del país, Santiago de Chile, se encuentra la planta de Cartulinas CMPC Maule S.A. Parte de una de las mayores empresas de celulosa y papel de Sudamérica, CMPC Boxboard, una empresa con una larga y orgullosa historia que se remonta a los años veinte.

La planta Maule se creó en 1998 y produce cada año unas 420.000 toneladas de cartón, principalmente para el embalaje de alimentos. Fuera del mercado chileno, un gran volumen de su producción se destina a Norteamérica, Europa y Asia.

NUEVA TECNOLOGÍA EN LA ERA DE LA DIGITALIZACIÓN

La era de la digitalización ha impuesto nuevas exigencias a la industria, además de cambiar el plan de juego de los diferentes actores del mercado. Como empresa, CMPC se esfuerza por mantenerse entre los tres principales fabricantes de cartón de Sudamérica. Estar al día con la última tecnología es parte de ese trabajo, y la planta Maule es un buen ejemplo de ello. Allí, CMPC ha optado por invertir en las últimas soluciones que el mercado puede ofrecer.

«Para aprovechar al máximo el potencial de las nuevas tecnologías en la optimización de procesos, nos hemos asociado con precursores como Valmet. Gracias a la buena cooperación y a la confianza que se ha creado a lo largo de los años, hemos conseguido resultados sorprendentes», afirma Javier Bravo Zaror, jefe del Departamento de Procesos de Ingeniería de CMPC Maule.

Javier Bravo Zaror, jefe del Departamento de Procesos de Ingeniería de CMPC Maule

Para Sergio Villagrán Valenzuela, subdirector de Ingeniería de Procesos de CMPC Boxboard, estar a la vanguardia de las nuevas tecnologías también es esencial para adaptarse a los nuevos retos y exigencias, como los objetivos de sostenibilidad y la sustitución del plástico:

«El mundo está cambiando. Tenemos que estar preparados para lo que demande el mercado. Hay muchas ideas nuevas que podemos desarrollar gracias a la tecnología, hacia una industria más sostenible.»

En el marco de una reciente modernización, se ha añadido un gran número de sensores y controles automáticos. Javier Bravo Zaror señala que la tecnología como tal no es una solución en sí misma, sino que lo importante es cómo se utiliza.

«La digitalización multiplica la cantidad de datos disponibles. Las soluciones de Internet Industrial de Valmet han mejorado el nivel de automatización de la planta, manteniendo al personal mejor informado sobre el rendimiento de nuestra máquina», afirma Javier Bravo Zaror.

ACUERDO A MEDIDA PARA LA OPTIMIZACIÓN DE PROCESOS

El Performance Agreement de CMPC Maule con Valmet se centra en la optimización de procesos y productos (PPO). Este consiste en que un equipo de expertos de Valmet analiza los datos de las herramientas y sugiere acciones para mejorar la producción. Según Javier, es una gran ayuda a la hora de tomar decisiones.

«Con estas herramientas, tenemos acceso a información detallada sobre nuestro proceso de producción. Los datos y el análisis en profundidad mejoran la toma de decisiones en cada uno de nuestros procesos. El equipo de Valmet ha sido muy proactivo a la hora de sugerir cuestiones que hay que analizar y cambios».

Uno de los resultados de esta optimización es que la fábrica ha conseguido mejorar la estabilidad de los perfiles de cartón, en términos de peso base y humedad. La mejora ha sido de hasta un 25%.

Sergio Villagrán Valenzuela está de acuerdo en que la toma de decisiones es ahora más fácil y ha aportado varios beneficios en términos de comprensión de la situación general.

«Creo que esto nos ha proporcionado una forma diferente de ver los problemas, de analizar nuestra situación o los acontecimientos concretos a los que podemos enfrentarnos, desde una perspectiva más global», afirma.

Uno de los aspectos más importantes de la colaboración, y a la hora de realizar las mejoras en la planta de Maule, ha sido la confianza mutua.

«Valmet es una empresa en la que podemos confiar. Ninguno de nosotros es perfecto, y los errores ocurren. Pero hasta ahora, hemos sido capaces de aprender de nuestros errores y aprovechar las oportunidades de mejora, y eso es lo que cuenta», dice Javier Bravo Zaror.

«Creemos que puede ser una gran herramienta para poder consolidar la transferencia de conocimientos técnicos, manteniéndonos centrados en la mejora continua de la planta. Esta asociación también nos ha ayudado a estar al día de lo que ocurre en la industria, y de las novedades que podemos incorporar a nuestros procesos. Esta relación con Valmet nos hace mirar hacia el futuro», afirma Sergio Villagrán Valenzuela.

Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle la mejor experiencia de usuario. Si acepta, estará dando su consentimiento a estas cookies y también a la aceptación de nuestra política de cookies. Haga clic en el enlace para obtener más información.    Leer más
Privacidad