NoticiasNoticias de Celulosa

Arauco anuncia inversión multimillonaria en planta de celulosa en Brasil

El “Proyecto Sucuriú” tendrá una capacidad de 2,5 millones de toneladas anuales y deberá entrar en operación en el primer trimestre de 2028

Arauco anunció ayer, 22, la instalación de una planta de celulosa en el municipio de Inocência (Mato Grosso do Sul, Brasil). La inversión está estimada en R$ 15 mil millones (US$3 mil millones) y marca la llegada del grupo chileno a la industria de la celulosa en Brasil – Arauco ya estaba presente en el país con operaciones forestales y cuatro plantas de tableros de madera.

El “Proyecto Sucuriú” tendrá una capacidad de 2,5 millones de toneladas anuales de celulosa de eucalipto y deberá entrar en operación en el primer trimestre de 2028. Además, aumentará en alrededor de un 50% la capacidad de producción de Arauco, de 5,2 millones de toneladas anuales, incluido el Proyecto Mapa, la expansión en curso en Chile, a 7,7 millones de toneladas por año.

El acuerdo se oficializó durante el evento de lanzamiento del Plan Estatal de Bosques Plantados (Profloresta), de la Secretaría de Estado de la Producción, Medio Ambiente, Desarrollo Económico y Agricultura Familiar (Semagro), que contó con la presencia del gobernador Reinaldo Azambuja Silva, director general de Arauco, Matias Domeyko Cassel, entre otras autoridades y ejecutivos del grupo.

A partir de ahora, la empresa iniciará el licenciamiento ambiental del proyecto, una de las condiciones que se deben cumplir para que se ejecute la inversión. El proyecto debe ser presentado para aprobación de la junta directiva en el segundo semestre de 2024, con inicio de construcción en enero de 2025.

Según el presidente de Arauco en Brasil, Carlos Altimiras, se necesitarán aproximadamente 380 mil hectáreas de área bruta para desarrollar la fábrica. El grupo ya cuenta con 60.000 hectáreas, de las cuales 40.000 están plantadas con eucalipto, y ya está negociando para garantizar madera suficiente para iniciar operaciones en 2028. En 2024 pretende llegar al 70% u 80% del área total necesaria.

La unidad será la más competitiva del grupo chileno, con una distancia promedio de 150 kilómetros entre fábrica y bosques. Instalado en la margen izquierda del río Sucuriú, tendrá acceso rápido a los canales de flujo de celulosa.

Utilizando una fuente renovable, la futura fábrica será autosuficiente en energía, con una capacidad de generación de 400 megavatios (MW) a partir de la reutilización de biomasa. La energía sobrante (200 MW) se venderá en el mercado libre.

Con el Proyecto Mapa, que debería entrar en operación en el segundo semestre de este año, Arauco se convertirá en el segundo mayor productor de celulosa de mercado en el mundo, solo detrás de Suzano. El grupo tiene plantas de fibra en Chile, Argentina y Uruguay, donde es socio de Stora Enso en la joint venture Montes del Plata.

“Brasil es un hub importante para la estrategia global de Grupo Arauco. Actuamos en el país desde 2002, con las divisiones de madera y forestal, y ahora estamos evaluando aumentar las inversiones realizadas en Brasil, trayendo el sector de celulosa para acá. Estamos muy entusiasmados con esta posible gran expansión de las actividades de Arauco a Mato Grosso do Sul, una región muy importante para la industria, con gran potencial para la siembra de eucaliptos y excelentes opciones logísticas para el flujo de producción, además de sumar muchos beneficios económicos. para la región, y con una producción de energía limpia y bono de carbono positivo”, dijo el gerente general del grupo chileno.

DESARROLLO LOCAL

Según el gobierno estatal, se espera que el proyecto genere más de 12 mil empleos en el punto álgido de la construcción. En operación, la unidad empleará a 2.350 personas, de las cuales 550 serán directas e indirectas en la fábrica y 1.800 en el área forestal.

“Vamos a recibir en el estado una de las plantas de celulosa más grandes del mundo. Será una unidad moderna, que generará empleos, oportunidades, ingresos y desarrollo social en una región que también forma parte de la Costa Este Forestal, pero que no contaba con ningún emprendimiento de ese tipo. La llegada de esta fábrica demuestra la confianza de los inversionistas de Mato Grosso do Sul, en nuestra política de incentivos fiscales, en la seguridad jurídica de quienes invierten y en la estructura logística que somos creando para los que necesitan vender la producción”, dijo el gobernador Reinaldo Azambuja.

Para el secretario Jaime Verruck (Semagro), de ahora en adelante el gran desafío del Estado es la logística. “Esta industria que se está instalando en Ribas do Rio Pardo (Suzano) y la que anunciamos hoy, generan la capacidad para que Mato Grosso do Sul mantenga su tasa de crecimiento en los próximos 4 a 5 años a tasas superiores al 5%”, dijo, señalando que el gobierno también debe invertir en la formación de la mano de obra.

Esta será la quinta planta de celulosa en Mato Grosso do Sul. Suzano tiene dos unidades en operación en la ciudad de Três Lagoas, que producirán 3,25 millones de toneladas al año, y una en construcción en Ribas do Rio Pardo, que fabricará 2,55 millones de toneladas al año. Eldorado Brasil mantiene su única fábrica en operación en Três Lagoas, con una capacidad de producción de 1,8 millones de toneladas por año.

Fuente
Valor EconômicoAraucoGobierno Mato Grosso do Sul
Mostrar más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Este sitio web utiliza cookies para ofrecerle la mejor experiencia de usuario. Si acepta, estará dando su consentimiento a estas cookies y también a la aceptación de nuestra política de cookies. Haga clic en el enlace para obtener más información.    Leer más
Privacidad